7 oraciones que puedes hacer por tu esposo utilizando citas bíblicas

Aprender a orar por tu esposo no es tan complicado como puede parecer y menos cuando utilizamos citas bíblicas.

Dios es capaz de atender todas las peticiones de un corazón sincero para disponer de todas las cosas para el bien de aquellos que lo aman, y para satisfacer, las necesidades de todos sus hijos.

En los votos matrimoniales, los esposos se comprometen a estar con su cónyuge en las buenas y en las malas, a permanecer juntos tanto en la abundancia como en la necesidad, y además, a fortalecerse juntos en la oración.

Entonces, ¿Qué mejor manera de practicar la oración que orar por su esposo y con citas bíblicas a la mano?

Cuando un cónyuge ora por el otro, utilizando citas bíblicas de las Sagradas Escrituras, está comunicando efectivamente su amor hacia su pareja, pues la está colocando en presencia de AQUEL que todo lo puede para que le acompañe y le proteja en su vida diaria.

Aquí tienes 7 sugerencias sobre cómo orar por tu esposo utilizando citas bíblicas:

citas biblicas oracion esposo

1.- Para que mi esposo conozca el amor de Dios

“Que Cristo habite en sus corazones por la fe, y sean arraigados y edificados en el amor.

Así podrán comprender, con todos los santos, cuál es la anchura y la longitud, la altura y la profundidad, en una palabra, ustedes podrán conocer el amor de Cristo, que supera todo conocimiento, para ser colmados por la plenitud de Dios” (Efesios 3,17-18)

Oración por mi esposo:

Amado Señor, me coloco en tu presencia en este momento para pedirte que tu Sagrado Corazón habite en el corazón de mi esposo y lo hagas confiar más en Ti con un espíritu noble y generoso.

Te ruego para que plante su vida en el jardín de tu fe y haga florecer de él, todo el amor que Tú bien sabes dar.

Que él pueda conocer tu infinita e inagotable misericordia para que pueda comprender que la profundidad de tu amor es una completa realidad.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

2.- Para que mi esposo sea cabeza de nuestro matrimonio

“Porque el varón es la cabeza de la mujer, como Cristo es la Cabeza y el Salvador de la Iglesia, que es su Cuerpo. Así como la Iglesia es dócil a Cristo, así también las mujeres deben ser dóciles en todo a su esposo.

Esposos, amen a su esposa como Cristo amó a la Iglesia y se entregó por ella”. (Efesios 5,23-25)

“Los maridos, a su vez, comprendan que deben compartir su vida con un ser más débil, como es la mujer: trátenla con el respeto debido a coherederas de la gracia que da la Vida. De esa manera, nada será obstáculo para la oración”. (1 Pedro 3,7)

Oración por mi esposo:

Amado Padre, ayuda a mi esposo para que sea la cabeza de nuestro matrimonio así como Cristo es la Cabeza de tu amada Iglesia.

Que él de su vida por mí, que cumpla su promesa de amarme siempre, de hacerme crecer en espíritu y alimentar mi alma, así como Cristo prometió que amaría a la Iglesia eternamente.

Te pido, Padre bueno, que siempre me honre y tome las decisiones de la familia con firmeza y buenos deseos. En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

3.- Para que sea un padre piadoso con los niños

“Padres, no irriten a sus hijos; al contrario, edúquenlos, corrigiéndolos y aconsejándolos, según el espíritu del Señor”. (Efesios 6,4)

Oración por mi esposo:

Señor, inunda con tu paz el corazón de mi esposo para que él sea un reflejo fiel de tu amor para nuestros hijos.

Concédele calma, paciencia y sabiduría para saber cómo criar a nuestros hijos con buena disciplina y con una buena formación en la fe.

Concédele además el Don de Consejo, para que guíe y ayude a nuestros hijos a tomar las mejores decisiones para sus vidas y que te mantengan presente en sus corazones hasta el final de sus días.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

4.- Para que cuide su corazón

“Hijo mío, presta atención a lo que te digo, inclina tu oído a mis palabras. Que ellas no se aparten de tus ojos, guárdalas bien dentro de tu corazón, porque son vida para los que las encuentran y salud para todo ser viviente.

Con todo cuidado vigila tu corazón, porque de él brotan las fuentes de la vida” (Proverbios 4,20-23)

Oración por mi esposo:

Señor mío, ayuda a que mi esposo preste especial cuidado de tus palabras. Que el filo de tu verdad penetre las profundiades de su alma y corazón y le haga comprender que él tiene un propósito especial en su vida.

Que él pueda cuidar su corazón de tantas supuestas “maravillas” que ofrece el mundo, que nada tienen que ver con su salvación y la de nuestra familia.

No permitas que nada ni nadie le entorpezca su camino y lo lleve por sendas oscuras de las cuales sean difíciles regresar.

Yo lo amo y quiero lo mejor para él, por eso, quiero que Tu, mi Señor, hagas una pequeña morada en su corazón y guíes sus pasos para el bien suyo y de su familia.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

5.- Para que sepa ser un buen proveedor para su familia

“Dios colmará con magnificencia todas las necesidades de ustedes, conforme a su riqueza, en Cristo Jesús” (Filipenses 4,19)

“El que no se ocupa de los suyos, sobre todo si conviven con él, ha renegado de su fe y es peor que un infiel”. (1 Timoteo 5,8)

Oración por mi esposo:

Señor, Tú conoces bien nuestras necesidades y sabes lo difícil que es para mi esposo, conseguir lo suficiente para tener para el pan de cada día y cuidar de nuestros hijos, por eso, te ruego por él, para que siempre sea capaz de proveer a nuestra familia y que nada nos falte, ni el amor ni nuestras necesidades básicas para vivir.

Que él pueda siempre confiar en Ti y en tu providencia. Dale la fuerza para luchar siempre y encontrar en Ti la fortaleza para no sucumbir ante los retos que se nos presenten en nuestro hogar.

Ayúdalo con tu sabiduría para que él pueda suplir todas nuestras necesidades.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

6.- Que sea el hombre al que Tú has llamado ser

“Estén atentos, permanezcan firmes en la fe, compórtense varonilmente, sean fuertes” (1 Corintios 16,13)

Oración por mi esposo:

Amado Padre, te encomiendo toda decisión de mi esposo, todos sus proyectos y su vida misma. Te entrego cada una de sus preocupaciones.

Que él pueda permanecer fuerte y resguardado bajo la sombra todopoderosa de tu amor, manteniéndose firme en su fe.

Te ruego para que él sea el hombre que tú les ha llamado a ser, valiente, alegre, firme, varonil y que crezca en la esperanza, en la fe y en el amor.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

7.- Que reciba sabiduría, conocimiento y discernimiento

“Doy gracias sin cesar por ustedes, recordándolos siempre en mis oraciones. Que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de la gloria, les conceda un espíritu de sabiduría y de revelación que les permita conocerlo verdaderamente.

Que él ilumine sus corazones, para que ustedes puedan valorar la esperanza a la que han sido llamados, los tesoros de gloria que encierra su herencia entre los santos, y la extraordinaria grandeza del poder con que Él obra en nosotros, los creyentes, por la eficacia de su fuerza. Este es el mismo poder” (Efesios 1,16-19)

“Si a alguno de ustedes le falta sabiduría, que la pida a Dios, y la recibirá, porque Él la da a todos generosamente, sin exigir nada en cambio” (Santiago 1,5)

Oración por mi esposo:

Mi Señor, Tú que pasaste por este mundo haciendo el bien, que pueda mi esposo también seguir tus pasos.

Es por ello que te suplico que le des a mi esposo sabiduría para emprender cada acción de su vida, porque sus acciones nos afectan a nosotros como familia.

Ayuda a que su corazón se inunde de la luz de tu Espíritu Santo para que pueda caminar seguro y confiado por cualquier reto que se le presente.

Llénalo, Señor, con el pleno conocimiento de tu verdad. En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

Y a ti, oh amada Madre Nuestra, Santísima Virgen María, cubre con tu manto los pasos de mi esposo, consíguele las gracias necesarias para que sea un buen protector de su familia así como San José fue un gran protector de la Sagrada Familia.

Con tu abrazo maternal, oh Virgen Madre, hazle sentir seguridad y que no se encuentra sólo en su tarea de garantizar lo mejor para él y los suyos.

En el nombre poderoso de Jesús.

Amén

Conclusión

Aquí te hemos presentado varias citas bíblicas para que mantengas presente que tu esposo es un regalo de Dios para ti, así como lo eres tú para él.

Tómate el tiempo para hablar con él sobre ese regalo que son ustedes el uno para el otro. Muéstrale tu aprecio orando por él cada día.

Con las citas bíblicas y las oraciones que te dimos podrás tener una buena herramienta para que ejercites el don de la oración por tu esposo deforma diaria

¿Te gustó lo que leíste? Ayúdanos a difundirlo por todos los medios, quizás estas palabras humildes puedan tocar el corazón de una familia que necesita oración

Redacción: Editor AbogadosdelAmor.com
shares
Portal web dedicado al amor, matrimonio, relaciones de parejas, familia